Artículos escritos en "idea en red"

Un blog es como un niño

1 de Octubre de 2009

bebe en palmaPor si no lo he comentado antes (creo que no, aunque seguro que ya se nota), soy una persona sin apenas experiencia activa ( las de otro tipo no son verdaderamente experiencias ) en este tipo de medios. Menos aún en formatos, más actuales como facebook, twitter, etc…
Os animo a los que estéis como yo, o a un nivel parecido, a que aprendamos juntos. Y a los otros, algo más avezados en estas lides, que seáis benevolentes con nosotros y unos echéis una mano en este proceso.

En los muchos meses previos a la puesta en marcha de este blog, siempre me ha rondado en la cabeza una idea que ahora quiero compartir con vosotros. Es un ejemplo de “ideaenred” que lanzo. En especial con amigos como Nice y otros que sabéis bien de lo que hablo, y además por partida doble, o en ambos sentidos. Es la siguiente: “Un blog es como un niño”. No sabes lo que es tenerlo hasta que te toca.
Da igual que hayas conocido, visitado o participado activamente en otros blogs. Por mucho te que hayan comentado lo que supone, realmente eres consciente cuando lo tienes ya aquí. El único aprendizaje verdadero es la vivencia.
En este sentido, quienes somos padres o madres, sólo sabemos lo que es tener un hijo, y cómo nos cambia la vida, después de tenerlo ya en casa.
Por mucho que nos hayan comentado y explicado qué hacer, como organizarnos, que debemos hacer en unas y otras situaciones, etc… la realidad supera a cualquier aproximación que hayamos podido imaginar previamente.
Da igual que la criatura sea niño ( llámenosle blog ), o que sea niña ( llámenosle bitácora), el efecto de adaptación entre lo previsto y lo vivido en la realidad puede tener recorridos similares en mabos casos.

Hecho el símil entre el blog y un niñ@, entre la maternidad / paternidad y la administración de un blog, y sabedor de la dificultad que esta criatura encierra, trataré de apelar a las redes sociales /familiares para encontrar apoyos y colaboraciones en distintas formas: abuelos, tíos, amigos, vecinos, etc… Y si profundizamos más aún en la línea de los cambios sociales que se experimentan en la sociedad, podríamos pensar en maternidades y paternidades múltiples. Al fin y al cabo, en la medida que más personas participemos en la evolución del ADN original que citaba en mi anterior post, más sentido tendrá esta metáfora.
Qué nadie se sienta presionado o condicionado por la responsabilidad que se supone asociada a eso de tener descendencia. Está claro que no es el caso. Parafraseando alguna campaña humanitaria, se me ocurre el lema: “apadrina un blog”: con 1 breve comentario a la semana puedes alimentar esta criatura. Está en tu mano.
Gracias por tu cooperación. Un abrazo,